Opinión
20Ene2015

El Santiago que aún sobrevive

Visitas: 667 hits   

2013 amunategui hurt mendoza 02

Hace unos días, mientras hacía un trámite en Amunátegui con Hurtado de Mendoza, tuve la oportunidad de contemplar un hecho que pocos notamos por el ensimismamiento urbano y rutinario que llevamos.

Mientras me dirigía raudo al auto, evitando que me cobraran la media hora adicional de estacionamiento que estas empresas de sinvergüenzas tienen como método, me vi en la obligación de detenerme a contemplar una pequeña casa, quizá última muestra en esa manzana de la arquitectura tradicional de Santiago, aquella de adobe y teja, de alero breve y fachada a la calle, sin antejardín. La vivienda en cuestión luce deshabitada y con sus ventanas y accesos tapiados, esperando la mano de una depredadora inmobiliaria que termine por aniquilarla.

2013 amunategui hurt mendoza 04

En dicha esquina conviven tres elementos que hablan de otra época, donde Santiago se transformaba mientras más cercano al río Mapocho se estaba. Por una parte está la casa mencionada, luego, por la misma vereda hacia Amunátegui, nos encontramos con un local comercial pequeño inserto en el primer piso de una vivienda de ladrillos de bella y sencilla factura y, finalmente, en la esquina, un local de comida de setentero aspecto, ofreciendo desayunos, lomitos, churrascos, vienesas y pan de casa. Aún tiene, desteñido por el tiempo, el cartel acrílico de "Schop Cristal" que muchos locales que vendían alcohol tenían.

Es una pequeña isla que parece arrinconada por la brutalidad y falta de respeto sin mesura de dos

torres de más de 20 pisos que se han construido por los alrededores. El pisoteo a su identidad por parte de ellas es algo que duele al contemplar como sobrevive un pequeño resabio de lo que va quedando de nuestra capital y su histórico pasado.

Viña Concha y Toro de San Miguel


Fotografías de la galería: Rodrigo González M. Agosto 2013.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar